La tarjeta SIM global: cómo acceder a internet en todo el mundo desde el móvil sin cambiar de tarjeta

«¿Cómo es posible que algo así no existiera antes?», podemos pensar. «¿Puedo usar internet en el móvil con la misma tarjeta SIM en varios países sin cargos extra?»

Tener conexión a internet cuando viajamos quizá no sea una primera necesidad, pero puede ser útil. Cuando necesitamos una conexión, por ejemplo para buscar un transporte para volver al hotel en una ciudad extranjera, no siempre la encontramos rápidamente si dependemos de redes WiFi gratuitas. Y el 'roaming' aún sigue con tarifas desalentadoras, al menos de momento y fuera de la UE. Una buena alternativa es comprar una tarjeta sim local, como hemos comentado por aquí.

Después de mirar y mirar, aparece ese producto del que piensas «cómo es posible que algo así no existiera antes»: una tarjeta SIM de datos más o menos global, de prepago y que, a efectos prácticos, no caduca. 

KeepGo es la empresa que vende la SIM. Ha llegado a acuerdos con operadores de 64 países --datos del noviembre del 2015-- para poder usar su tarjeta sin más límites que el crédito que hayamos prepagado, que es, por defecto, 1 Gb.

No es realmente global porque no funciona, esperemos que de forma transitoria, en países como Japón, tan querido para este blog, Rusia o la India. Pero cubre importantes destinos turísticos: casi toda Europa, EEUU y el continente americano, además de China y Tailandia. Y donde funciona es tan fácil como conectar el móvil.

Además, han creado una app para Android e iOS que ayuda con la configuración, que consiste en crear una APN.

Y si no tenemos un móvil en el que poner la tarjeta SIM, por un poco más de dinero tienen un aparato de WiFi móvil que lleva la SIM incorporada. Es un dispositivo, también llamado MiFi, que capta la señal de teléfono y crea una red WiFi para que conectemos nuestros móviles, tabletas u ordenadores.

La tarjeta o el MiFi, en su configuración estándar, viene con un 1 Gb de datos válidos durante un año en todo el ámbito de cobertura a velocidad 3G. Si se renueva al menos una vez antes del año, la SIM no caduca y el nuevo crédito se suma al que nos quede. La SIM cuesta 65€, el MiFi, 121€ y el envío por correo estándar es gratuito. La recarga de 1 Gb ahora está anunciada por 39$ (unos 35€).

Si utiliza este link para la compra, hay un descuento; http://keepgo.refr.cc/8JGMT6Q (advertencia: Nautilia ha usado la SIM de KeepGo --100% pagada por nosotros-- durante las vacaciones; el link, además de un descuento para el nuevo usuario, añade crédito gratis al usuario que hace la referencia.)

Pegas. La principal es la cobertura. Pese a que es bastante amplia, como hemos dicho antes, faltan algunos países clave. Los operadores de cada país son reconocidos. Por ejemplo, Movistar en España, Bouygues en Francia o Wind en Italia.

Alternativas. La más atractiva que hemos visto es la Simly, el operador virtual de Media Markt. Tiene tres tipos de SIM de datos, una solo para España, una para Europa y otra global, para 70 países (¡incluido Japón!). Es más barata que KeepGo, pero tiene dos diferencias importantes: el crédito solo dura un mes (frente a un año de KeepGo) y Simly no es estrictamente un prepago, sino un contrato mensual, con lo que habrá que estar atento al mes siguiente a las vacaciones por si hay que dar de baja el contrato para que no sigan cobrando.
El operador Vodafone ya ha eliminado los cargos por roaming en buena parte de Europa y EEUU. Hay que pensar que los competidores no tardarán en seguir sus pasos, incluso antes del 15 de junio del 2017, la fecha en la que la Unión Europea exige la eliminación de los cargos por 'roaming' dentro del territorio comunitario.

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada